Se llevarán a cabo con carácter gratuito los días 3 y 8 de noviembre dentro del programa denominado Patrimonio de Muerte

Desde el lunes día 29 y hasta el 31 de octubre, el Cabildo de Gran Canaria abre el plazo de inscripción para las dos visitas guiadas previstas al casco histórico de Vegueta en cuyo enclave se contextualizará históricamente el papel que jugó en la isla el Santo Oficio de la Inquisición. Las dos visitas tendrán lugar los próximos días 3 y 8 de noviembre, y permitirán conocer y descubrir a 50 personas la dimensión de la citada institución desde su instauración en 1488 hasta su abolición definitiva acaecida en 1834.

La iniciativa que cuenta con la colaboración de El Museo Canario se enmarca dentro del programa denominado Patrimonio de Muerte impulsado desde hace años por la Unidad de Patrimonio Histórico de la Consejería de Cultura. La visita, será dirigida por el Técnico de Patrimonio Histórico Javier Velasco e interpretada por la empresa Tibicena Arqueología y Patrimonio.

Los interesados pueden solicitar información o cumplimentar su inscripción a través de la web de gestión de visitas guiadas de la Unidad de Patrimonio Histórico visitas.grancanariapatrimonio.com a partir de las 8.30 horas del 29 de octubre o de manera presencial en la Oficina de Información y Atención al Ciudadano del Cabildo de Gran Canaria, en la calle Bravo Murillo, 23, accediendo por Pérez Galdós, de lunes a viernes, de 8.30 a 14.00 horas. La duración aproximada de la visita será de dos horas y a cada una de ellas podrán asistir 25 inscritos.

La visita ofrece al público la oportunidad de adentrarse en la historia de una de las etapas más funestas del pasado, cuyos efectos se extendieron por todos los territorios del Imperio español, recorriendo algunos edificios y zonas del barrio fundacional de la ciudad de Las Palmas de Gran Canaria, así como el valioso archivo del Santo Oficio de la Santa Inquisición de Canarias que se custodia en El Museo Canario y que constituye uno de los conjuntos documentales más importantes de Canarias. Durante la visita se incidirá asimismo en las mentalidades de los diferentes grupos humanos que conformaron en su época la sociedad grancanaria.

Según los historiadores y la abundante historiografía sobre el tema producida en  los últimos años, el Santo Oficio tuvo una actuación ‘benigna’ en Canarias debido a su tardía implantación con respecto al territorio peninsular, con sólo unos diez ajusticiados durante tres siglos, aunque aún quedan algunas cuestiones por investigar, como esclarecer qué clase de propiedades tuvo la Santa Inquisición y qué personal actuó a su servicio en el Archipiélago Canario.

Durante gran parte del siglo XVI dependió administrativamente de Sevilla y sólo existía un inquisidor en las Islas, que más tarde se convertiría en tribunal autónomo, con varios inquisidores y funcionarios, justificándose su independencia por el papel vigilante de los numerosos extranjeros que llegaban a Canarias como territorio atlántico.