Más de 300 personas tendrán la oportunidad de visitar Risco Caído en 2018

03 may 2018

El Cabildo de Gran Canaria inicia este sábado 5 de mayo el plan de visitas guiadas 2108 a Risco Caído con el primer grupo de 12 personas inscritas para esta fecha. El 23 abril, día de apertura de inscripciones, se ocuparon en menos de dos horas las 336 plazas ofertadas para todo el año debido al gran interés que suscita el enclave y entorno de Risco Caído, escogido junto a los Espacios Sagrados de Montaña de Gran Canaria, como candidatura española a ser declarado por la UNESCO Patrimonio Mundial.

Unas 200 personas integran la lista de espera a la expectativa de poder optar a una de las plazas si se produce alguna cancelación. Las plazas previstas por visita están limitadas a 12 personas, con la finalidad de garantizar la conservación y controlar el efecto de la presión humana sobre este delicado yacimiento y su entorno. Las 28 visitas previstas se desarrollarán entre mayo y julio, los sábados y domingos, mientras que, de agosto a septiembre, se llevarán a cabo únicamente los sábados.

El Cabildo de Gran Canaria ofrece también servicios de guías de forma gratuita para grupos de 10 a 30 personas que soliciten visitar el Bentayga, Cuevas del Rey, el poblado de Acusa y Cuevas del Caballero que son otros enclaves englobados dentro del Paisaje Cultural Risco Caído y Espacios Sagrados de Montaña.

Las solicitudes se realizan a través de la nueva web de gestión de visitas guiadas de la Unidad de Patrimonio Histórico visitas.grancanariapatrimonio.com o de manera presencial en la Oficina de Información y Atención al Ciudadano del Cabildo de Gran Canaria, en la calle Bravo Murillo, 23, accediendo por Pérez Galdós, de lunes a viernes, de 8.30 a 14.00 h.

Esta aplicación web que gestiona las inscripciones permite los usuarios, previamente registrados, acceder de forma rápida a la información y normativa que regula cada visita, facilitando tanto elección de fechas, como la reserva de plazas y evaluación de la actividad. En las visitas a Risco Caído quedan excluidas las personas que ya han tenido la oportunidad de disfrutar de esta experiencia en ediciones anteriores y las que no han asistido sin cancelar previamente la reserva.

Las visitas al importante y frágil yacimiento cumbrero de Risco Caído, previstas en el marco de la iniciativa divulgativa denominada ‘Yacimientos Estrella’ que impulsa la Unidad de Patrimonio Histórico del Cabildo, tendrán lugar del 5 de mayo al 22 de septiembre   próximo, permitiendo que un total de 336  personas admiren este año el singular fenómeno que se produce entre los equinoccios de primavera  y  otoño  en el interior de la cueva número seis, en el instante en que un  haz de luz recorre su pared del fondo bañando sus grabados púbicos y orificios, imprimiendo al yacimiento un carácter marcadamente astronómico.

YACIMIENTOS ESTRELLA. El programa en el que se inscribe la actividad persigue la difusión, sensibilización y puesta en uso del patrimonio arqueológico de la isla mediante singulares visitas guiadas destinadas a la observación de los cielos desde sus yacimientos arqueológicos más emblemáticos.

En el caso de Risco Caído destaca de forma especial la cueva número seis, un espacio de planta circular con una cúpula de más de cuatro metros de altura. En su lado Este, coincidiendo con el punto más elevado, se abre una claraboya rectangular por la que penetra la luz del sol entre los equinoccios de primavera y otoño, bañando los grabados ubicados en su pared del fondo. Este yacimiento, que posee un carácter marcadamente religioso y astronómico, está considerado uno de los conjuntos sagrados más espectaculares de Gran Canaria.

Hay que recordar que Gran Canaria es el lugar del mundo con la mayor concentración de grabaciones de triángulos púbicos prehistóricos del mundo. Estos valores arqueoastronómicos avalan la actual candidatura del Paisaje Cultural de Risco Caído y los Espacios Sagrados de Montaña ante la UNESCO como Patrimonio Mundial, un objetivo por el que el Cabildo grancanario viene trabajando desde hace unos años.

En definitiva, una auténtica joya arqueoastronómica sin parangón en las 100.000 islas existentes en el planeta, ya que el hecho de que este templo se encuentre en una isla lo hace aún más valioso porque representa la odisea de una población que desarrolló entre cielo y tierra una identidad propia, aislada de toda cultura continental. Todo ello sustentado por una cultura desaparecida que evolucionó, en total aislamiento, hasta la llegada, entre el siglo XIII y XIV, de los marinos del sur de Europa en busca de las nuevas rutas de las especias y del comercio de esclavos.

La antigua población canaria desarrolló un profundo conocimiento del cielo y sus ciclos, lo que les permitía organizar su vida doméstica y religiosa. Existen incluso crónicas que hablan de la celebración de festividades prehispánicas conectadas con la posición del sol, la luna y las estrellas. Otros yacimientos de la Isla vinculados a equinoccios o solsticios y en los que el Cabildo viene celebrando visitas son los de Bentayga, Risco Caído, Cuatro Puertas o La Guancha, entre otros.

Casi todas las personas que han tenido la oportunidad participar en este programa de visitas muestran un alto grado de satisfacción valorando positivamente las explicaciones del guía, el horario e itinerario de la visita, la organización y desarrollo de la misma, o los conocimientos adquiridos durante la actividad.

Compartir en Facebook Compartir en Twitter

Imágenes
Foto
Imagen del fenómeno que se produce en el interior de la cueva de Risco Caído